Avanza Sin Tranza

 

La Verdad No Peca

La verdad no peca, pero incomoda... La corrupción está tan arraigada en la sociedad que según especialistas en casos como el de nuestro país se requieren al menos 20 años para que salga del sistema vital social; es decir, una generación completa que debe esperar para conocer un país con un problema menor en esa materia. El asunto es que no hay muchos indicios que apunten a que ya se comenzó con la transformación, el primero será la denuncia y castigo de las estructuras más corruptas a costa de lo que sea.

Resulta que la corrupción está tan arraigada en México que podemos verla como algo natural y hasta necesario para que el sistema funcione, aunque la postura social debería ser NO. Sin embargo, todos nos quejamos de la corrupción, pero permitimos que los costos de este mal se sigan acumulando y causando estragos y no hacemos lo que se debe.

Todos deberíamos verla como lo que es: un cáncer que consume y destruye todas las estructuras de la sociedad.

El inicio de la lucha contra la corrupción es apoyando a las organizaciones que abiertamente se oponen a este mal, como es el caso de Avanza sin tranza. Sumarse es el primer paso, promover sus acciones el segundo y decidirse a no ser parte del problema es el cambio completo.

Hay que darle tiempo al tiempo... Entre el beneficio de la duda y el dudar de las reformas estructurales se encuentran gran parte de los mexicanos, por un lado el constante incremento de los costos de vida, desde los alimentos hasta los energéticos, desde los servicios de salud hasta la educación o el simple hecho de vestir, las cosas no pintan nada bien para un México que lleva años buscando meterse en la lista de países top del mundo.

La discusión de la reforma energética ya se consumó, ya terminó y no hay vuelta de hoja por el momento, solo queda tener dudas ante una u otra postura, esperar que haya más beneficios que perjuicios, que la cúpula de Pemex deje de cometer tantos abusos y que la calidad de vida de los mexicanos crezca con estas reformas, ya solo basta esperar a lo que diga el señor tiempo.

Por eso después de 5 días y algunas horas y con un acuerdo que limitó en todo momento el verdadero debate, haciendo imposible discutir seriamente y de fondo uno de los temas más importantes para el país, se cierra una página en el poder legislativo y se abre una más en los mexicanos que ahora verán las consecuencias de acciones de 300 diputados por los que votaron y 200 que llegaron gracias a acuerdos oscuros.

Hay de rojo, de verde y de dulce... En el Congreso del Estado hay varios diputados que buscarán pegar el salto para llegar al poder legislativo federal el próximo año. Se trata principalmente de los representantes de los partidos pequeños, aunque también los hay de los grandes.
Son muchos y con acciones que los denuncian desde este momento porque se están moviendo con tan poca ligereza que es muy evidente lo que pretenden.

Ejemplo de ellos es María Ávila Serna, quien tiene mucho gusto por las curules y asegura que la onda legislativa es lo suyo, aunque no le agarra muy bien a la legislación, parece que más bien lo que le gusta es la dieta que se percibe cuando se tiene fuero. Otro que anda muy listo para chapulinear es el juarense Hugo Avitia, quien no ha hecho mucho con el PT, pero ahí la lleva y tiene chanza de colarse a una candidatura plurinominal.

De todo como en botica... Otro que busca acomodarse por una diputación plurinominal es Fernando Reyes del Movimiento Ciudadano, quien entre su parentela con el secretario general de Gobierno y su trabajo legislativo bien pudiera meterse en la pelea, aunque últimamente ha perdido muchos puntos con la dirigencia nacional de su partido.

En el PRD las cosas tienen el mismo sentido. Por un lado Hortensia Aragón que busca ocupar la curul que actualmente calienta su sobrina Crystal Tovar. Por el otro lado se encuentra Luis Javier Mendoza Valdez, quien de todos los mencionados hasta ahora es el único que logró llegar al Congreso por la vía de las urnas, aunque por una alianza con el PRI.

En el camino se aligeran las cargas... El espacio con el que se contará para la realización de las fiestas de Ciudad Juárez, será de ocho hectáreas en la Plaza de la Mexicanidad, aunque alrededor se contará con cuatro mil cajones de estacionamientos parta atender la demanda durante esos días.

En cuanto al manejo de masas hay que ver cómo se da. Por lo pronto dentro de la plaza no se piensa que haya amontonamientos de personas, en el perímetro de la "X" ya se tiene hecho el sembrado de módulos y espacios de exhibición, además que se tiene pensado que habrá pasillos amplios que permitirán la movilidad de los asistentes. Aún falta ver qué tan fácil será pasar del dicho al hecho y esa será la prueba de fuego para los organizadores.

En cuanto a los espectáculos masivos también se tienen áreas delimitadas suficientemente amplias a fin de evitar los amontonamientos y que haya suficiente comodidad para los asistentes durante todo el evento.

Una de cal por las que van de arena... Julio fue un mes de ensueño para los hoteleros de Ciudad Juárez, quienes tuvieron ocupación récord en comparación con los últimos años que han sido de crisis para este sector. Un setenta por ciento en la ocupación es algo que da esperanza a los empresarios del sector turismo, después de largo tiempo de vacas flacas.

Entre eventos deportivos, culturales, convenciones y otras actividades se logró alcanzar este récord. Lo único que falta es que haya detonantes del turismo que permitan que en Juárez esa sea la regla y no la excepción. Aún falta mantener cautivos a los viajeros, pero no hay inversiones suficientes para eso porque todo se va a los municipios serranos y a la capital del estado.

Lo barato cuesta caro... El Municipio hizo ya efectivo el aumento de salarios para policías de acuerdo a la segunda partida presupuestal del Subsidio a la Seguridad de los Municipios y así la inversión total de la nivelación salarial de los agentes fue de 2 millones 143 mil pesos.

Los aumentos salariales quedaron de la siguiente manera: Policía Tercero, salario anterior 12 mil 968 pesos, con el aumento 13 mil 132 pesos. Policía Segundo, antes 15 mil 367, ahora 15 mil 758 pesos, Policía Primero, antes 18 mil 210, con el aumento ganan ahora 18 mil 910 pesos mensuales, explicó el tesorero Orta Vélez. Lo que hay que aclarar es que todo el 2014 lo cubren los recursos del Subsemun, pero a partir del 2015 deberá ser el Municipio el que absorba los incrementos.

Así las cosas con los uniformados que siguen colocados entre los policías municipales mejor pagados del país, incluso son mejor pagados que los policías estatales y los ministeriales. Esperemos que con estos nuevos salarios dejen de ser tan abusones con la ciudadanía.